07.11.19
Cine _ Estrenos

Crítica: Los Knacks, déjame en el pasado, por Matías Orta

(Argentina, 2018)

Guión y dirección: Gabriel Nesci y Mariano Nesci. Elenco: Oscar Paz, Carlos Castellani, Armando Aschenazi Morón, Vicente Bulotta, Eduardo Mykytow, Fernando Pioli, Jorge Fernández, Alejandro Medina, Willy Quiroga, Ciro Fogliatta, Juan Carlos Puebla, Alfredo Rosso. Producción: Gabriel Nesci. Distribuidora: Primer Plano. Duración: 112 minutos.

Es algo muy común: todo artista aspira a triunfar, pero muy pocos lo consiguen. Y están los casos de quienes alcanzaron la cima, o estuvieron a centímetros de alcanzarla, pero pronto cayeron en un abismo… o peor, en el olvido. ¿Y qué pasa con quienes se niegan a ser una anécdota para volver al candelero o ponerse en marcha nuevamente? El director Gabriel Nesci no es ajeno a esa premisa, que exploró en la serie Todos contra Juan y en las películas Días de vinilo y Casi leyendas. Junto a su hermano, Mariano Nesci, continúa siendo fiel a sus preocupaciones en el documental Los Knacks, déjame en el pasado.

A fines de los ’60, Los Knacks era una de las bandas beats argentinas que comenzaban a llamar la atención gracias a una serie de canciones pegadizas y al carisma de sus integrantes. Tenían todo para obtener el éxito, pero las circunstancias le jugaron en contra. Para empezar, el presidente de facto Juan Carlos Onganía prohibió que los músicos argentinos cantaran en inglés –justamente como Los Knacks- y todas las grandes posibilidades se esfumaron. Ante ese panorama, y por no querer ir en contra de sus principios creativos, cada uno de los miembros del grupo hizo su vida, la mayoría incluso lejos de los instrumentos y los micrófonos. Pero décadas más tarde, ya en el siglo XXI, al descubrir que sus discos son piezas de culto aquí y en otros países, deciden reunirse para volver a tocar y alcanzar la gloria que les fue esquiva. No es tan sencillo: casi nadie los recuerda y deben empezar de cero, tocando en lugares que no hacen honor a su talento. Y para colmo, ahora son personas mayores y la salud suele tambalear. Pero nada de eso les impide seguir adelante, con la pasión de siempre.

Los Nesci acompañan a Los Knacks en este regreso, tanto en sus incursiones arriba de los escenarios como en la vida privada. Por sus ocurrencias y sus testimonios, se destacan Carlos “Charly” Castellani, vocalista y dueño de un negocio de teléfonos celulares, y Vicente “Chito” Bulotta, tecladista y ex responsable de una disco swinger. La cámara permite conocer a las personas detrás de los músicos, su visión de lo que fue, de lo que pudo haber sido y de las expectativas con la vuelta. En todo momentos, los Nesci tratan con cariño y respeto a estos antihéroes del rock nacional, de manera que los espectadores pueden conectar con ellos y acompañarlos en cada paso.

La película también cuenta con testimonios de periodistas como Alfredo Rosso y Claudio Kleiman, y de músicos del calibre de Alejandro Medina, Willy Quiroga y Ciro Fogliatta. Los Nesci intercalan sus participaciones en momentos concretos, para aportar información específica, sin olvidar que el foco está puesto en la banda.

Los Knacks, déjame en el pasado nos lleva por diferentes estados de ánimo -curiosidad, alegría, esperanza, decepción, emoción-, y nos recuerda que los sueños y los amigos nunca se abandonan y que el verdadero éxito está más lejos de lo material y más cerca de lo humano.

 

 

© Matías Orta, 2019 | @matiasorta

Permitida su reproducción total o parcial, citando la fuente.

COMENTAR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMPARTIR

© A SALA LLENA.