Coberturas Anteriores

19.09.15
15º Festival de Cine Alemán _ Festivales

15º Festival de Cine Alemán: Who am I. No System is Safe

Jugando en red

El principal desafío de una película relacionada con la informática es transformación del lenguaje de la computación en una expresión estética cinematográfica sin perder el sentido de ambos términos.

Who am I. No System is Safe (Who Am I – Kein System ist sicher, 2014), el tercer film del director Baran bo Odar, presenta la historia de un grupo de hackers que busca el reconocimiento de sus pares en el mundo de la programación informática ilegal a través de ataques cibernéticos -más simbólicos que dañinos- a distintas corporaciones.

Benjamin es un joven retraído que trabaja como repartidor de pizzas, pero tiene una gran habilidad para programar códigos base y crackear cualquier sistema. Para impresionar a una ex compañera de escuela de la que esta platónicamente enamorado, ingresa en la universidad en la que la chica estudia para robar los exámenes y es arrestado. Realizando tareas comunitarias asignadas por la justicia, el joven conoce a otro hacker, Max, que lo introduce en el mundo de la subversión cibernética.

La película está construida a partir del relato de Benjamin confesando sus crímenes ante una oficial de la oficina de asuntos informáticos de Europol, recurriendo durante todo el metraje a la voz en off como fuentes de información y principal herramienta discursiva. El opus de Baran bo Odar tiene un tratamiento muy interesante de la cuestión de la técnica informática y el mundo subterráneo de los hackers, ya sea desde la elección de las imágenes como de los conceptos que elige para representar esa subcultura.

A nivel estético, Who am I. No System is Safe remite indefectiblemente a V de Vendetta (V for Vendetta, 2005), la opera prima del director James McTeigue junto a los hermanos Wachowski, quienes adaptaron el guión de la extraordinaria historieta de Alan Moore, mientras que a nivel ideológico el film remite al universo alrededor de películas inspiradas en Hackers (1995).

Who am I. No System is Safe funciona a la perfección hasta como un film de ciberpolicial, hasta que toma la pésima decisión de comenzar a darle giros inesperados a la historia, una mala costumbre arraigada a partir del éxito de films como Sexto Sentido (The Sixth Sense, 1999), del sobrevalorado director de origen indio M. Night Shyamalan.

A pesar de la decepción y la intrascendencia de la conclusión, la película logra insertarse en el mundo del terrorismo informático desde una historia interesante y personajes sólidamente construidos. La buena labor de los actores y un gran trabajo de dirección posicionan a Who am I. No System is Safe como una propuesta interesante en el género. Una lástima que tanto esfuerzo no tenga un final adecuado al interesante desarrollo de la mayor parte del film.

calificacion_3

 

 

Por Martín Chiavarino

COMENTAR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMPARTIR

© A SALA LLENA.