17.05.18
71º Festival de Cannes _ Festivales

Blackkklansman: Crónica de una película y su conferencia de prensa, por Fredy Friedlander

Pocas veces la primera fila de la Sala de Prensa del Festival de Cannes es reservada e íntegramente ocupada por miembros del equipo de una película. Esto ocurrió con Blackkklansman. En dichos asientos se sentaron varios actores de reparto y miembros del equipo técnico del film de Spike Lee, quien estuvo acompañado en el podio por cuatro de sus actores principales.

Con más de veinticinco largometrajes en su carrera (la mayoría no distribuidos en Argentina), puede decirse que este es el regreso con gloria de Lee, como lo atestigua la opinión favorable y casi unánime de crítica y público.

Las tres K del título remiten obviamente al KuKluxKlan. En sus primeras declaraciones a la prensa, el director de Haz Lo Correcto enfatizo que “el film es un llamado de atención al creciente racismo a nivel mundial, estando basado en una verdadera historia”.

Ron Stallworth (John David Washington, hijo de Denzel), un afroamericano que fue policía en Colorado Springs, logra infiltrarse en el KKK, instruyendo y enviando a su colega Flip Zimmerman (Adam Driver) para hacerse pasar por él en los encuentros con los líderes de la organización racista. Ello implica un duro trabajo para ambos al tener que hablar con la misma tonada, Ron por teléfono y Flip personalmente.

Uno de los logros del film es que logra muchas escenas donde el humor prevalece en situaciones de riesgo para los policías. Topher Grace consigue una buena interpretación en el rol de Davis Duke, jefe local de la célula racista, mientras que la joven Laura Harrier se luce encarnando a una joven activista de los Black Panthers. Como líder de esta última agrupación resulta emocionante ver a Harry Belafonte en un momento en que, paralelamente, se muestran las reuniones de ambos bandos contrarios.

El uso del split screen fue pensado, como explicara Lee en un momento de la conferencia, como un homenaje a las películas de los 70, lo mismo que la presencia en fotos y posters de varias estrellas populares de esa época (Pam Grier, Richard Roundtree, etc.).

Interesante fue la respuesta que dio Topher Grace cuando le preguntaron cómo había sido personificar a un ser tan vil como el líder del Klan. Grace respondió diciendo que “había escuchado una grabación de la conferencia que Duke dio en esa época, sintiendo que era una especie de Mein Kampf; fue uno de los peores momentos de mi vida”.

En el epilogo de Blackkklansman se muestran escenas reales de los terribles disturbios acaecidos en Charlottesville en agosto de 2017, que culminaron con la muerte de la joven Heather Heyer. Vemos al verdadero Duke hablando y al propio Donald Trump (imitado al inicio del film por Alec Baldwin) intentando una negación de los graves hechos. Spike Lee explicó que ya habían completado el rodaje antes del trágico 12 de agosto, entonces decidió contactar a la madre de Heyer y pedirle autorización para incluir imágenes de los sangrientos episodios. Ante la anuencia de la mujer, procedió finalmente a incluirlos.

© Fredy Friedlander, 2018 

Permitida su reproducción total o parcial, citando la fuente.

Nuestra cobertura del 71º Festival de Cannes.

Cobertura vía Instagram.

 

COMENTAR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMPARTIR

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Google+0Pin on Pinterest0
tlc-300

© A SALA LLENA.