Coberturas Anteriores

06.10.11
2º Festival de Cine Escandinavo

2º Festival de Cine Escandinavo – Cobertura Nº5 y Balance Final

alt

¡A los caramelos, chocolatines, pochoclos!

Un último día al que le dimos con tutti al 2º Festival de cine escandinavo. Ud dirá “se la pasan en el cine”, mi amigo… así son las pasiones. Habíamos visto dos de las proyecciones del último día y quedaban tres para decir cartón lleno. En total vimos 14 de las 16 películas en exhibición y si bien no hubo tiempo de escribir sobre todas, yo diría que el número es más que suficiente para hacer un análisis final. Digamos, un balance y memoria de la experiencia festivalera lo cual haré al final de esta nota.

Vayamos a las películas:

Home for christmas de Bent Hamer (Noruega, 2010)

Si algo disfruto del 7mo arte es el montaje. Esa capacidad de los compaginadores y del director para saber que, cómo, cuando y muchas veces cuanto hace falta filmar para contar una historia. Ese trabajo fenomenal de unir las piezas del rompecabezas para mostrarlo terminado es el caso de la excelente Home for christmas de Bent Hamer y el maravilloso trabajo de los editores Pål Gengenbach y Silje Nordseth. Sí. La música, la dirección de arte y la fotografía son buenísimas también, pero me detengo en los otros rubros.

Todo ocurre durante una jornada navideña. Luego de una introducción cuya explicación sólo se sabrá al final, Home for christmas comienza a mostrar a varios personajes transitando por su estado de ánimo en ese día. Una mujer amante de un hombre casado soñando con no ser la “segunda”; un niño que para estar con la niña musulmana que le gusta, comienza su “verso” diciendo que su familia no cree en la navidad; un viejo tratando de bajar, con muchísimo esfuerzo, muebles del piso superior de su casa a una pieza en la planta baja; un hombre entregado al alcohol iniciando un viaje en tren a su ciudad y una pareja huyendo de algo, que se refugia de ese crudísimo invierno en una cabaña. Todas estas historias ocurren en un pequeñísimo pueblo noruego llamado Skogli. La maravilla del montaje hace posible las dosis exactas de humor, melancolía y reflexión a medida que transcurren los minutos sin llegar a estirar de más ni coquetear con la sensibilidad o con algo que se insinúa de una manera y luego es de otra. Sin embargo es navidad; así que hay sorpresas para todos los gustos. De hecho la película se basa en un libro llamado algo así como “Solamente regalos livianos bajo el árbol” un compilado de cuentos cortos de Levi Henriksen.

Bent Hamer aplica una forma de contar que ya había usado en la notable Historias de cocina (2003), una comedia en donde mostraba a un grupo de investigación que en la época de pos guerra, se metía en la cocina de hombres solteros para registrar sus hábitos alimenticios. En Home for christmas prevalece la ambición por contar varias cosas a la vez; pero además el propio director parece combatir contra su propia ansiedad por revelar detalles. Será por eso que los encuadres tienen vida propia (la toma final es sencillamente deliciosa). Gran película y perdón que insista pero… ¡Tomen nota, distribuidores locales!

Simple Simon de Andreas Öhman (Suecia, 2010)

De todas las películas exhibidas en el festival, Simple Simon es de las que brilla por una estética kitch. O mejor dicho Pop. Como si se hubieran mezclado cosas de Tim Burton con una canción de Miranda. ¿Me explico? ¿No?. Ya me parecía. A mí también me sonaba raro. A ver… estéticamente hablando, es como ver 10 películas: 9 de Cóppola (o cualquier director homogéneo) y Amelié de Jean-Pierre Jeunet.

Simon (Bill Skarsgård, el hijo del gran actor Stellan) es un chico extremadamente introvertido. Tiene unos 17 años, mucha imaginación y… el síndrome de Asperger. De acuerdo a esta patología, el chico puede demostrar una inteligencia extremadamente superior en tópicos poco comunes, aunque luego el promedio de coeficiente le de parámetros dentro de la media. En este caso, el interés/obsesión de Simon es el espacio sideral en donde según él, no hay problemas ni tiene que soportar el contacto con seres humanos (sobre todo en lo sentimental). Así se va a vivir dentro de un recipiente (para él, la nave espacial) a la casa de su hermano y la novia en una secuencia inicial realmente graciosa. Así va estableciendo reglas y pautas claras para que el mundo le funcione como un relojito. Desde las comidas de la semana a la hora exacta para que cada uno se bañe. Claro, la novia se harta y Simon entiende: Para que todo vuelva a ser funcional, hay que conseguirle otra chica al hermano. El guión aborda esta problemática con mucho humor pero sin caer en la burla o en la minimización. Andreas Öhman debuta tras las cámaras con un largometraje basado en su propio corto y propone una comedia dinámica estéticamente muy creativa y coherente con la difícil construcción del personaje principal. Notable.

Headhunter de Ramle Hammerich (Dinamarca, 2009)

Finalmente el festival culminó para mí con la película mas norteamericana hecha en Dinamarca en mucho tiempo. No es que tenga nada de malo pero uno se sienta en la butaca de este tipo de eventos por muchos motivos entre los cuales está el de evitar a Hollywood los mas posible. Headhunter es una película de intriga a la vieja usanza pero con equipo técnico de esta época.

Martin Vinge (Lars Mikkelsen) es un cazatalentos a nivel corporativo. El hombre se dedica a colocar altos ejecutivos en altas empresas usando su gran poder de convicción. Por ello es contratado por nada menos que Niels Sieger el pope de las empresas en Dinamarca y por supuesto accionista de media Europa. El hombre le propone encontrar a su sucesor ya que no quiere saber nada con dejarle la empresa a su hijo Daniel (Flemming Enevold). Enterado de esto, el hijo le contrapropone a Martin ponerse de su lado diciéndole que el viejo no está en sus cabales. Se construye el triángulo isósceles de esta película de suspenso ya que padre e hijko están igualados en cantidad de información. En cambio el cazatalentos (y nosotros) sabemos mucho menos. El guión del mismo Hammerich desenvuelve una subtrama bastante útil tanto para el protagonista como para la historia per sé. Martin es padre de un hijo con una compleja enfermedad y está internado con riesgo de muerte. En este sentido se construye lo mas interesante de la película: la dualidad de Martin como ser humano. Por un lado canjea sus servicios por la mejor atención médica que los Sieger puedan darle, pero por el otro evita a toda costa involucrarse sentimentalmente con su hijo al punto de darlo en adopción a la pareja de su ex – mujer. Huelga contar como sigue. Mas bien hay que decir que la realización es correcta, las actuaciones también. La dirección de arte es un hallazgo. No hay nada para discutir la verdad. En todo caso avisarle que Headhunter, bajo ningún punto de vista representa el cine Danés.

Memoria y Balance.

Siempre son bienvenidas las propuestas de este tipo. La sensación de poca difusión anduvo rondando por los pasillos pero a decir verdad, la charla con los organizadores arrojó que no es fácil armar un evento de este tipo, sobre todo cuando se está contra el reloj.

Con respecto a la primer sede que tuvo el año pasado, todo mejoró notablemente (entre la sala de cualquier complejo o el olor a humedad del Atlas Recoleta ¿con cual se queda?) Sin embargo este no fue un caso fácil. El precio de las entradas era elevado para una propuesta de este tipo y los complejos deberían tomar nota de las diferencias que hay entre el BAFICI y el Festival de cine Escandinavo. Algo está mal conceptuado si se le exige lo mismo. Sobre todo porque el nivel de calidad de la mayoría de las películas seleccionadas fue de bueno para arriba (en general no? Hubo un par de excepciones)

A esto hay que agregarle algo insoslayable: Pudimos ver al menos diez películas de origen europeo estrenadas recientemente en el mundo más una revisión de uno de los grandes directores de esa región.

Lamentablemente el número no es tan alentador. Cuando termine la última función, el festival habrá alojado a unos 1300 espectadores lo cual da un promedio de poco más de treinta espectadores por función. Desde este lado esperamos que esto no sea desalentador para intentar una mejor prueba el año que viene, manteniendo la misma calidad de filmes para convertir a este festival en un clásico. De los errores se aprende así que cuenten con nosotros. Fue un placer.

Hasta luego.

COMENTAR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMPARTIR

© A SALA LLENA.