17.11.18
33º Festival Internacional de Cine de Mar del Plata _ Festivales

Crítica: Cuando brillan las estrellas, por Matías Orta

(Argentina, 2018)

Dirección: Natalia Hernández. Guion: Sebastián Rotstein. Elenco: María Canale, Pablo Sigal, Clarisa Hernández, Julián Larquier, Silvina Ganger, Mara Bestelli, Ezequiel Gelbaum, Gastón Pauls, Esteban Menis. Producción: Sebastián Perillo, Marcela Ávalos. Duración: 81 minutos.

El amor, uno de los temas predilectos, inevitables, de cada manifestación artística. El cine sabe dar toneladas de exponentes, desde cada parte del mundo y con los más diversos presupuestos. A veces cuentan con celebridades de protagonistas, a veces con actores desconocidos, pero cuando se trata de un producto bien hecho, el resultado le llega al espectador. ¿Quién no hay vivido historias de amor y de desamor? Cuando brillan las estrellas, ópera prima de Natalia Hérnandez, también se hace esa pregunta.

Se trata de una película coral, ambientada durante un día, con personajes de treinta y pico (incluso un poco más), pero el eje está puesto en dos: Lucas (Pablo Sigal) y Ana (María Canale). Ambos se enamoran siendo niños, y pierden contacto cuando ella se muda y luego él la ve abrazada a otro chico. De adultos, Lucas hace crucigramas y vive una vida solitaria, sin pareja ni relaciones ocasionales ni vida en general, mientras que Ana mantiene una relación intermitente con Gerardo (Gastón Pauls). A Lucas le consiguen una cita con Carola (Mara Bestelli), una extravagante fotógrafa. Ana debe resolver sus cuestiones con Gerardo. En paralelo, sus amigos y conocidos viven sus propias historias sentimentales.

El guión corre por cuenta de Sebastián Rotstein, quien escribió 20.000 besos, de Sebastián De Caro, y es posible trazar paralelos entre ambos films. Tanto uno como el otro hablan del amor y de las complejidades de las relaciones, pero sin pretensiones y a través de personajes actuales, urbanos, con sus deseos y sus inseguridades. Hay mucho humor, pero no es exactamente una comedia. Hay momentos dramáticos, pero tampoco se estanca en ese género. De esta manera, la directora y el guionista consiguen un tono parecido a la vida misma, sin tomar partido aunque con margen para la sorpresa.

Además de Canale y Sigal, dentro del elenco se destacan Julián Larquier Tellarini como Santiago, amigo de Lucas, que pretende conquistar a Verónica (Silvina Ganger), amiga de Ana; una subtrama que pide su propia película. Por su parte, Esteban Menis interpreta al dueño de un bar en el que se juntan los protagonistas, y hasta le brinda consejos y ayuda a Lucas.

Cuando brillan las estrellas sabe cuándo hacer reír, sabe cuándo hacer llorar, sabe cuándo ser tierna, y siempre deja pensando en lo fascinante e impredecible que es el amor.

 

 

© Matías Orta, 2018 | @matiasorta

Permitida su reproducción total o parcial, citando la fuente.

COMENTAR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Una respuesta a “Crítica: Cuando brillan las estrellas, por Matías Orta”

  1. Enrique Ganger dice:

    Estoy de acuerdo con tu análisis y comentario, pero haría incapié en la excelente, actuación de Silvina Ganger, muy destacable, ah, soy el padre, creo que eso no incluye, no?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMPARTIR

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Google+0Pin on Pinterest0
tlc-300

© A SALA LLENA.