27.06.18
Críticas _ Teatro

Crítica: Psicotrópico, por Andrea Kain

Escrita y dirigida por Florencia Berthold, dramaturga, directora y actriz, Psicotrópico es una obra que plantea con tintes de comedia, una discusión acerca del rol de la psiquiatría, el temor a la paternidad y los vínculos afectivos en nuestra contemporaneidad.

En el escenario, un televisor alumbra a un sillón dónde está sentado Julián (Emiliano Barabino) un maratonista que se prepara obsesivamente para ganar en una carrera, hasta que su pareja Mara (Agustina Gielis) le cuenta que está embarazada. Esto provoca en él, un severo trastorno de la percepción de la realidad. Debido a esto, interviene un médico psiquiatra Dr Nacho (Fabricio Mercado) que le receta psicotrópicos a Julián e induce a su pareja que también tome. En la escena aparece también la madre de Julián, Olga (Mabel Salerno), que es desatenta pero demandante y su hermano Rubén (Emilio Zinerón) un exitoso profesional, pero de pocos afectos.

La obra plantea fusiones innovadoras, donde a partir de recursos presentes en la puesta de escena, el espectador puede dar cuenta de la percepción alterada y paranoica de Julián e incluso se puede llegar a comprenderlo. Así también, presenta un interesante juego, en dónde la televisión evoca a los actores y estos representan las imágenes y proyecciones de la pantalla. La elección de los actores y actuaciones son muy indicadas para la representación de los personajes intensos que muestra la obra y cada uno se destaca, provocando interés y atención por parte del espectador.

Otro punto innovador en la obra es la presencia en vivo de audios de wats up y celulares, utilizando conversaciones que aparentan estar en tiempo real para explicitar la trama volviéndola altamente moderna. Por su parte el espacio que propone el Teatro El Grito, está eficazmente utilizado en la obra, en dónde se reproduce un living vuelto gimnasio hasta una cocina fuera de escena, que es bien recreada por las voces de los actores.

 Con respecto a los vínculos humanos, la obra presenta crítica a los distintos tipos relaciones. Una de ellas es la figura del psiquiatra, al que se obedece a pesar de que los personajes duden de sus prescripciones o piden psicotrópicos a forma de calmar las ansiedades del presente. También es interesante rol de la mujer embarazada, de cómo se les está pendiente y reprueban los distintos hábitos de la vida cotidiana, desde la elección de alimentos hasta la decisión de no abandonar una carrera universitaria por tener un bebé.

En Psicotrópico el tiempo no para mientras asistimos frenéticos a bailes en vivo, junto con el trasfondo de cuestiones que atañen a los tiempos actuales. De esta forma la obra nos somete a un ritmo propio, salvaje,  a la vez que se entreteje el drama familiar, consecuencia de la desconfianza en una sociedad que cada vez es más tirana con la rutina del éxito…aunque ello lleve a sus personajes a caer en severos problemas mentales.

Teatro: El Grito – Costa Rica 5459

Funciones: Sábado – 22:15 hs – Hasta el 30/06/2018 y Del 04/08/2018 al 27/10/2018

Entrada: $ 220,00

© Andrea Kain, 2018 

Permitida su reproducción total o parcial, citando la fuente.

Dirección: Florencia Berthold. Actúan: Emiliano Barabino, Agustina Gielis, Fabricio Mercado, Maby Salerno, Emilio Zinerón. Vestuario: Facundo Veiras. Diseño de luces: Guillermo Berthold. Fotografía: Queli Berthold. Diseño gráfico: Queli Berthold. Asistencia de dirección:Camila Uriarte, Marcus Wahrenwesten. Prensa: Agustina Gielis.

 

COMENTAR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMPARTIR

Share on Facebook22Tweet about this on Twitter0Google+0Pin on Pinterest0
tlc-300

© A SALA LLENA.