20.02.18
Críticas _ Teatro

Crítica: RuPaul´s Drag Race Werq, por Alelí Jait

No vino RuPaul, la legendaria drag quenn leiv motive del reality show que busca coronar a la próxima súper estrella del drag y que, en Estados Unidos, ya está por estrenar hacia fines de marzo su décima temporada. Pero “Ru” (como suelen decirle cariñosamente las concursantes y el resto del equipo y jurado) dejó a su mano derecha al frente de la gira mundial que desembarcó el 16 y 17 de febrero en el Teatro Vorterix de la Ciudad de Buenos Aires, Michelle Visage.

Michelle es cantante y compañera de aventuras de RuPaul; es mujer pero su apariencia no dista de la producción y el glamour que caracteriza a estos espectaculares hombres que realizan un montaje y crean un personaje femenino para subirse a los escenarios. Portando un alter ego deslumbran con su histrionismo, elegancia y su modo de ser mujer más allá de la mujer (parafraseando al poeta y ensayista cubano, Severo Sarduy).

En la presentación de Vorterix, Michelle ofició de maestra de ceremonias y fue la anfitriona que abrió las puertas del maravilloso mundo que trajo a algunas de las drag queens ganadoras de las temporadas de esta serie, ícono de la cultura gay mundial. Pero el público no es solo gay puesto que la invitación es abierta, inclusiva, no hace diferencias y simboliza el festejo de la más pura diversidad y pondera la diversión y la alegría. Y eso se notó porque Vorterix vibró.

El espectáculo estuvo compuesto por varios números musicales encabezados por las hoy más famosas representantes del drag: Detox, Kennedy Davenport, Kim Chi, Laganja, Peppermint, Valentina y Violet Chachki, son los nombres de las figuras que con su sola aparición hicieron delirar a un teatro repleto de fans. Cada una de ellas supo cosechar a sus seguidores que ovacionaban cada cuadro de lipsync (sincronía de labios).

Entre las presentaciones, una edición de los fragmentos de las situaciones más recordadas de los episodios se trasmitía como visuales. Y el público actuaba y aplaudía y gritaba, y también bailaba cada coreografía. Quizás uno de los momentos más emotivos fue cuando Detox personificó a Evita-Madonna para cantar “No llores por mí argentina”.

Cabe aclarar que en RuPaul´s Drag Race, el lipsync es uno de los momentos más esperados porque constituye una batalla por la vida “lipsync for your life” sentencia Ru: al final de cada episodio y luego de atravesar varias pruebas, dos concursantes deben batirse a duelo y dar lo mejor de sí… salen a romper el escenario porque la que peor hace lo suyo, queda fuera de la carrera. En Vorterix, junto a un talentosísimo cuerpo de baile masculino, cada una salió a brillar y a regalar un momento de felicidad pura, los temas elegidos tampoco son al azar sino que son hits de los íconos de la cultura pop LGTB estadounidense: Beyonce, Pink, Tina Turner, Madonna, Cher, Diana Ross, Isabel Pantoja, Lady Gaga…

Pero aquí el número fue individual puesto que la batalla ya fue ganada y no solo por la consagración en el programa estadounidense sino por ser las representantes de un entretenimiento que regala libertad y milita el desprejuicio, la búsqueda del deseo y su realización a través del arte, porque como dice Ru “Todos venimos desnudos a este mundo, el resto es drag”.

Teatro: Teatro Vorterix – Av. Federico Lacroze 3455.

Funciones: 16 y 17 de febrero 2018.

Entrada: desde $900.-

 

Alelí Jait |@alelijait

RuPaul’s Drag Race. Werq The World Tour 2018. Organizadores: Werq The World. Performing Arts; Voss Events. Arts & Entertainment; World of Wonder Productions; RuPaul’s Drag Race. Organizadores en Argentina: Plop Producciones, MTS PRODUCCIONES. Presentadora: Michelle Visage. Presentaciones: Detox, Kennedy Davenport, Kim Chi, Laganja, Peppermint, Valentina y Violet Chachki. Fotografía: Iván Pinto. Prensa MTS: Jesica Kuznier.

COMENTAR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMPARTIR

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Google+0Pin on Pinterest0
Libria-Banner

© A SALA LLENA.